Desarrollo profesional en transferencia de conocimiento

Los pasados 29 y 30 de septiembre han tenido lugar en la Universitat Politècnica de València los cursos de otoño de “Formación RedTransfer”, la iniciativa formativa de esta asociación. 66 profesionales de transferencia de conocimiento procedentes de universidades, de centros de investigación y también de empresas han participado en una serie de cursos que han tratado aspectos diversos de la actividad de transferencia. Entre ellos se encuentran las particularidades de la transferencia en el sector salud o en productos software, los procesos de capitalización y crecimiento empresarial de las spin-off o las especificidades del marketing de conocimiento.

Con ello, la asociación RedTransfer, con sólo dos años de vida, ha puesto en marcha con éxito un formato de formación especializada, desarrollada por y para los profesionales de este sector de actividad, combinando en talleres de una jornada sesiones paralelas y espacios de interacción entre los asistentes.

La formación en temas de transferencia de conocimiento se encuentra con varios condicionantes que dificultan la incorporación de competencias en esta actividad. Por un lado, al encontrarse poco formalizada en un corpus de conocimientos y competencias, no se incluye como parte de la oferta de los centros de formación, de modo que la formación termina ocurriendo en el puesto de trabajo. Por otro lado, hay una fuerte dependencia de quienes cuentan con experiencia práctica, normalmente personas con poca disponibilidad para estructurar y formular un conocimiento para ser impartido. Igualmente, en transferencia de conocimiento confluyen numerosas disciplinas, desde las propias de las ciencias empresariales y jurídicas, hasta las ciencias básicas y la ingeniería, sin las cuales no resulta sencillo aproximarse al conocimiento científico y tecnológico generado en los procesos de investigación. Por último, las competencias transversales como son la creatividad, la gestión de información o de proyectos, la comunicación, la relación interpersonal o la negociación, tienen importancia capital en la profesión de la transferencia de conocimiento y deben ser contempladas en los itinerarios formativos.

Una formación tan poliédrica y con disciplinas tan distantes es difícil incorporarla en una persona. Por ello, debe ser objeto de configuración de equipos con varios perfiles profesionales entre sus miembros. No obstante, común a todos ellos debe ser un conocimiento de la naturaleza del objeto de la actividad de transferencia. Esto quiere decir, y valga la redundancia, conocer cómo es el conocimiento: su naturaleza intangible, el proceso de su generación, de su apropiación, de su difusión, etc.

En su objetivo de propiciar el desarrollo profesional de sus miembros, RedTransfer quiere contribuir a afrontar el desafío que supone la profesionalización de un sector que, aunque pequeño en tamaño, demanda una mayor efectividad en la conversión de los resultados de la investigación científica y técnica en innovaciones en el mercado. Una equilibrada combinación de académicos, que contribuyan con conocimientos disciplinares básicos, y de profesionales del sector, que aporten un saber procedente de la experiencia, podría ser una fórmula apropiada para responder a este reto.

Fernando Conesa

Presidente de RedTransfer

Visit Us On TwitterVisit Us On Facebook